Muchas especies de animales viven menos que los humanos, pero para otras la esperanza de vida es mucho más larga que la nuestra,. Cualquier buen tanatorio de mascotas en Castellón puede informarte sobre esta cuestión, ya que es importante conocer dicho dato antes de decidirnos a adoptar o comprar una mascota. En algunos casos, compartiremos el resto de nuestra vida con nuestro nuevo amigo.

El ser humano más longevo vivió 122 años; sin embargo, el perro que más tardó en morir vivió solo 29. Este curioso dato no es más que la mejor de las expectativas, pues nuestros queridos canes tienen una esperanza de vida de entre 12 y 15 años. A los dueños de estos encantadores perros les parecerá un corto periodo de tiempo, pero la realidad es que la esperanza de vida de estas razas se ha duplicado en los últimos cuarenta años, debido, sobre todo, a la especial relación de estos animales con los humanos. Si nos fijamos en razas, podemos destacar que las pequeñas suelen vivir más años que las grandes.

Por otro lado, los gatos tienen una esperanza de vida ligeramente más alta que los perros (entre 2 y 3 años más). Si nos fijamos en las aves, un periquito puede vivir entre 10 y 20 años, sin embargo, un loro puede llegar a los 60 (¿no te parece alucinante?). Sin duda, ese tanatorio de mascotas Castellón te dirá que la especie más longeva son las tortugas, las cuales viven alrededor de 100 años. Por último, los roedores rondan los 10 años de esperanza de vida (un hámster no vive más de 3 años, pero un conejo o un hurón puede llegar a 8 o 10).

En Cresma te invitamos a indagar y conocer el tiempo que nuestros mejores amigos van a pasar a nuestro lado y disfrutarlo al máximo, asegurándonos experiencias y recuerdos inolvidables junto a ellos.